Victoriano Huerta

Victoriano Huerta
José Victoriano Huerta Márquez nació en el rancho Agua Gorda de Colotlán, Jalisco, el 22 de diciembre de 1850; hijo de indígenas huicholes.

El general Donato Guerra lo aceptó como secretario particular voluntario cuando tenía quince años y recompensó sus servicios permitiéndole estudiar en el Colegio Militar. Al graduarse, con notas sobresalientes, realizó obras topográficas en el Estado de Veracruz, donde conoció a Emilia Águila, con quien se casó y tuvo once hijos.

A partir de 1897, ya con el grado de coronel, comenzó a combatir las rebeliones indígenas de todo el país con sobresalientes batallas contra los yaquis en Sonora y los mayas en Yucatán y Quintana Roo. Fue durante esta época cuando desarrolló cataratas, una enfermedad que sufrió por el resto de su vida.

Al final de estas batallas, Huerta fue ascendido a grado de general brigadier y nombrado miembro de la Suprema Corte Militar de la nación. En 1907 pidió permiso para sustraerse de la vida militar por razones de salud, prestando sus servicios como jefe de Obras Públicas para el trazo de calles en Monterrey y como maestro de matemáticas en la Ciudad de México.

Cuando Francisco I. Madero comenzó la Revolución, Huerta volvió al ejército y fue el encargado de escoltar a Porfirio Díaz al puerto de Veracruz tras su renuncia. En 1912, Madero lo nombró comandante de las operaciones del norte. Fue entonces cuando Huerta se trasladó a Torreón y formó la División del Norte.

Por su participación con el ejército rebelde de Emiliano Zapata, se sospechó que Huerta era culpable de insubordinación y el Presidente Madero ordenó su dimisión del ejército. Sin embargo, Madero lo puso nuevamente al mando del ejército federal cuando Pascual Orozco comenzó su rebelión. El desempeño de Huerta fue tal que se convirtió en un héroe nacional pero mientras perseguía a Orozco hacia el norte, los hombres del rebelde Francisco Villa robaron algunos caballos de las tropas de Huerta. Estuvo a punto de fusilar a Villa pero se detuvo por la intervención de los hermanos del Presidente Madero, quien procedió a nombrarlo Secretario de Guerra y Villa sólo estuvo preso algunos días.

Victoriano Huerta se alió con Aureliano Blanquet, jefe del 29° Batallón, Félix Díaz y Henry Lane Wilson, embajador de Estados Unidos en México, suscribiendo el Pacto de la Embajada, también conocido como Pacto de la Ciudadela. Huerta se autoproclamó Jefe del Ejecutivo y asesinó arteramente al Presidente Madero y el Vicepresidente José María Pino Suárez el 22 de febrero de 1913.

Desde que comenzó al mando del gobierno, tuvo que enfrentar un levantamiento en su contra a lo largo de todo el país, promovido por Venustiano Carranza quien nombró su movimiento Revolución Constitucionalista porque pretendía restablecer el orden constitucional roto por el golpe de estado de Huerta. La situación para el presidente se complicó aún más cuando su cómplice Henry Lane Wilson fue retirado de México y Estados Unidos se negó a reconocerlo como jefe de gobierno.

El Presidente Huerta pasó su breve administración afectado por el alcohol y se dice que no ocultaba su gusto por el coñac. Tampoco le importaba que la gente supiera de su constante estado de embriaguez y con frecuencia se le veía bebiendo en diferentes establecimientos de la Ciudad de México.

Unos días después, Venustiano Carranza, gobernador de Coahuila, desconoció a Huerta como presidente y formó el Ejército Constitucionalista que derrotó al gobierno federal en junio 1914. Para salvar su vida, Huerta se exilió en Europa y conspiró con el ejército alemán para regresar al poder pero fue arrestado en El Paso, Texas cuando regresó a Estados Unidos, bajo la acusación de fomentar la rebelión en México, conspiración y violar las leyes de neutralidad. Murió en prisión el 13 de enero de 1916; víctima de cirrosis hepática por alcoholismo.

Hoy en día, la Presidencia de la República se refiere a Victoriano Huerta como no sólo un dictador, sino además un traidor.

Artículo Producido por el Equipo Editorial Explorando México.
Copyright Explorando México, Todos los Derechos Reservados.


Artículos Relacionados
Videos populares
Los grupos de autodefensas en Michoacán

Los grupos de autodefensas en Michoacán

Una realidad innegable es que en diversas partes de la república mexicana existen organizaciones de personas armadas, civiles en su mayoría que patrullan colonias, zonas y hasta municipios enteros que consideran bajo custodia y que defienden “su” territorio contra la intervención de agentes externos, ya sean autoridades, criminales o incluso otros grupos, estas son pues las llamadas autodefensas. Leer más>>



¿Qué fue el plan de Iguala?

¿Qué fue el plan de Iguala?

Uno de los grandes líderes de la última etapa de la guerra de independencia Agustín de Iturbide, fue un personaje polémico, tanto porque originalmente pertenecía al ejército realista como por su trayectoria política. Leer más>>



Los Purépechas, un pueblo ancestral vivo

Los Purépechas, un pueblo ancestral vivo

En México aún existen muchos pueblos nativos que conservan su tradiciones, modo de vida, vestimenta e incluso religión en la época actual. Así podemos encontrar a sobrevivientes mayas en el sureste, los huicholes en el oeste o precisamente los purépechas o tarascos Leer más>>

Suscríbete y comparte